El Barcelona perdió el sábado por primera vez esta temporada en la liga española al caer 3-2 ante la Real Sociedad, y vio truncadas dos rachas
El Barcelona perdió el sábado por primera vez esta temporada en la liga española al caer 3-2 ante la Real Sociedad, y vio truncadas dos rachas impresionantes de 10 victorias seguidas a domicilio y 12 en total al inicio de la segunda ronda del campeonato, despidiéndose también de su balance perfecto de visitante. (Associated Press)
BARCELONA, España (AP) El Barcelona perdió el sábado por primera vez esta temporada en la liga española al caer 3-2 ante la Real Sociedad, y vio truncadas dos rachas impresionantes de 10 victorias seguidas a domicilio y 12 en total al inicio de la segunda ronda del campeonato, despidiéndose también de su balance perfecto de visitante.

El líder del campeonato sufrió de forma traumática su primera derrota liguera desde el pasado 21 de abril, pues tenía ventaja de 2-0 luego de los goles de Lionel Messi a los siete minutos y de Pedro Rodríguez a los 25.

Pero, mejorando la gesta de la campaña anterior sobre el mismo escenario (empate por 2-2), la Real igualó con un doblete del uruguayo Alejandro Castro (41 y 62) y culminó la remontada en los descuentos por vía de Imanol Agirretxe, confirmándose como seria candidata a pelear puestos europeos.

El Barsa, que no cedía puntos desde la séptima fecha cuando empató con el Madrid, sigue comandando la clasificación con 55 unidades de 60 posibles y 11 de ventaja respecto al Atlético de Madrid, que enfrenta el domingo al Levante. El Madrid, tercero, visitará al Valencia.

En cotejo anterior, el Granada ganó su segundo partido de local al vencer 2-0 al Rayo Vallecano, eludiendo los puestos de descenso.

Goles de Jordi Amat a los 24 minutos en su propio arco y José Del Pozo "Recio" a los 80 sentenciaron al Rayo, que puso fin a una racha de cuatro victorias consecutivas y ve comprometido su sexto lugar en la clasificación.

A continuación, el Getafe visita al Sevilla y el Málaga recibe al Celta de Vigo, que tiene opción de rebasar nuevamente al Granada con un triunfo.


Advertisement

El Barsa intentó imponer su estilo desde el inicio en San Sebastián, y pronto Andrés Iniesta repartió un caramelo a Messi que el rosarino, en inusual fallo, cruzó desviado.

Acostumbrado a no perdonar dos veces seguidas, Messi abrió el marcador en la siguiente acción, nacida de un error en la entrega del arquero chileno Claudio Bravo, pase de Iniesta, amago de Cesc Fábregas y control y zurdazo desde el balcón del área del máximo cañonero del campeonato con 29 tantos. Las 10 fechas seguidas con gol de Messi, que suma 16 dianas en ese tramo, igualaron el récord del club, compartido con Mariano Martín (1943) y el brasileño Ronaldo (1997).

La presión avanzada del Barsa causaba pánico en la zaga blanquiazul y, tras un momentáneo parón por fallos en la iluminación del estadio y disparo al poste de Rodríguez, los azulgranas ampliaron al rematar Rodríguez en el área chica un centro de Dani Alves desde la derecha.

Tras otra indecisión de Bravo en balón largo que Messi envió al poste, mejoró la Real, capaz de recortar en una jugada que inició en banda derecha y, tras error en el despeje de Gerard Piqué, toque de Antoine Griezmann y prolongación del mexicano Carlos Vela, murió en la izquierda con un violento zurdazo de Castro a la red.

Tanto Bravo como Víctor Valdés respondieron con seguridad en respectivas voleas de Messi y Castro al filo del descanso, pero el Barsa perdió brío en la segunda mitad y la Real se envalentonó, sumando viento a favor tras la expulsión de Piqué, cuyas dos tarjetas amarillas forzó Vela.

Con superioridad numérica y media hora por delante, los blanquiazules se fueron por la yugular del líder, que concedió el empate en un derechazo de Castro que desvió la pierna del argentino Javier Mascherano, ingresado de suplente.

Mascherano volvió a fallar en el empuje final de los locales, que vieron premiada su fe en el remate en boca de gol de Agirretxe, cuya marca correspondía al argentino.