Fotografía de archivo del 10 de junio de 1993 muestra a Joaquín Guzmán Loera, alias "El Chapo" Guzmán, al ser presentado a la prensa _tras su
Fotografía de archivo del 10 de junio de 1993 muestra a Joaquín Guzmán Loera, alias "El Chapo" Guzmán, al ser presentado a la prensa _tras su arresto_ en la prisión de máxima seguridad de Almoloya de Juárez, a la afueras de la ciudad de México. (Foto AP/Damian Dovarganes, archivo) (Damian Dovarganes)
CHICAGO (AP) Por primera vez desde los tiempos de la Prohibición de bebidas alcohólicas en Estados Unidos, Chicago tiene un "Enemigo Público Número Uno", un narcotraficante mexicano tan peligroso que las autoridades le asignaron la famosa etiqueta creada para Al Capone.

Joaquín "El Chapo" Guzmán fue señalado por su papel como líder del poderoso Cártel de Sinaloa, que suministra la mayor parte de los narcóticos que se venden en la ciudad, según la Comisión del Crimen de Chicago y la DEA.

"Guzmán es para los narcóticos lo que Al Capone fue para la cerveza y el whiskey", dijo Al Bilek, vicepresidente ejecutivo de la comisión, quien agregó que Guzmán es más peligroso de lo que fue Capone.

Señaló que Guzmán merece la etiqueta por "la brutalidad, la maldad y el poder de este hombre".

Fue la comisión del crimen la que designó a Capone enemigo público número uno en 1930. El organismo no gubernamental rastrea las tendencias delictivas en la ciudad y califica a otras personas como enemigos públicos, pero Capone fue el único considerado número uno. Hasta ahora.

A diferencia de Capone, Guzmán no vive en Chicago. Se cree que se esconde en una región montañosa en México, pero por todo el caos que genera en la tercera ciudad más grande de Estados Unidos debe ser tratado como un jefe de la mafia local, dijo a The Associated Press en una entrevista reciente Jack Riley, principal funcionario de la DEA en Chicago.


Advertisement

Su oficina se unió a la Comisión del Crimen de Chicago para poner la etiqueta a Guzmán.