La Coalición de Florida por la Inmigración junto con otras organizaciones lanzo este lunes la campaña "Di que sí"! a favor de la reforma
La Coalición de Florida por la Inmigración junto con otras organizaciones lanzo este lunes la campaña "Di que sí"! a favor de la reforma migratoria. (AP / Alan Diaz)
MIAMI (AP) Líderes de inmigración, activistas y miembros de organizaciones comunitarias lanzaron el lunes en el sur de la Florida la campaña "¡Di que sí!" a una reforma migratoria integral en Estados Unidos, y aseguraron que trabajarán incansablemente todos los días hasta que legisladores demócratas y republicanos aprueben en el Congreso una ley que allane el camino a la ciudadanía de millones de personas que están sin papeles.

"Ahora es el momento de decir sí a una reforma migratoria... les pedimos a nuestros legisladores que nos den el sí. Hoy nos paramos aquí para decirle sí a una reforma de inmigración, sí a las familias, sí a las oportunidades, sí a la ciudadanía", manifestó María Rodríguez, directora ejecutiva de la Coalición de Inmigrantes de la Florida.

"Nos movilizaremos todos los días, todas las semanas, todos los meses, hasta que nuestros líderes digan sí a la reforma", aseguró Rodríguez, parada junto a varias decenas de inmigrantes, la mayoría de ellos hispanos.

Los activistas e inmigrantes pidieron también que se suspendan las deportaciones mientras los legisladores acuerdan los cambios de inmigración y anunciaron que se sumarán a una movilización nacional en pro de la reforma migratoria que se realizará en Washington el 10 de abril.

El acto de los inmigrantes tuvo lugar el mismo día que un grupo de senadores de ambos partidos políticos anunciaban en Washington un acuerdo sobre los principios que regirán la reforma de las leyes de inmigración.


Advertisement

El pacto incluye seguridad fronteriza, trabajadores invitados y verificación de los antecedentes de los trabajadores por parte de los empleadores, y el camino a la ciudadanía para unos 11 millones de inmigrantes que viven sin residencia legal en el país.

Se espera que el presidente Barack Obama aborde también el tema de la reforma migratoria en un discurso que ofrecerá el martes desde Las Vegas.

Obama, quien durante su primer mandato incumplió su promesa de reforma migratoria, ha dicho que ahora es una de sus prioridades.

La Coalición de Florida por la Inmigración junto con otras organizaciones lanzo este lunes la campaña "Di que sí"! a favor de la reforma
La Coalición de Florida por la Inmigración junto con otras organizaciones lanzo este lunes la campaña "Di que sí"! a favor de la reforma migratoria. La Coalición de Florida por la Inmigración junto con otras organizaciones lanzo este lunes la campaña "Di que sí"! a favor de la reforma migratoria. (Alan Diaz)

Algunos expertos sostienen que a diferencia de años anteriores, esta vez existen más posibilidades de que la reforma migratoria sea aprobada, sobre todo porque para los republicanos podría ayudarles a conquistar votos hispanos, que en noviembre pasado apoyaron abrumadoramente a Obama con el 71% de sus sufragios. Sólo el 27% votó al candidato republicano Mitt Romney.

Al lanzamiento de la campaña "¡Di que sí! en Miami, asistió el representante demócrata Joe García, de origen cubano-estadounidense, quien respaldó a los inmigrantes y se comprometió a trabajar en favor de la reforma.

"Vamos a decir que sí... Este es el momento, la nación lo clama, el país lo necesita", manifestó García, y fue ovacionado por los inmigrantes que levantaban en sus manos carteles con leyendas como "Mantengamos viva la llama. Reforma migratoria ya" y "Ningún humano es ilegal".

"Necesitamos avanzar porque el país lo necesita, los latinos lo demandan, los demócratas lo queremos y los republicanos lo necesitan", dijo el congresista, que llegó poco después de que el acto comenzó en la Torre de la Libertad, un edificio histórico del centro de Miami a donde arribaron los primeros refugiados cubanos en los años 60 en busca de ayuda social y documentos que les permitieran residir legalmente en este país.

Junto a las escalinatas de la Torre de la Libertad, a sus espaldas, había unos 50 activistas e inmigrantes que lo escuchaban atentamente. Entre ellos estaba Federico Paseiro, un joven argentino de 19 años que espera la reforma migratoria para que sus padres puedan vivir y trabajar en el país con papeles.

"No vamos a parar" expresó Paseiro refiriéndose al trabajo de presión que realizarán para conseguir la reforma migratoria. "Necesitamos una reforma migratoria que abra paso a la ciudadanía", dijo Paseiro con su voz entrecortada, mientras sostenía con una de sus manos a su novia estadounidense y con la otra a su mamá.

El argentino, que llegó a Miami cuando tenía siete años con visa de turista y luego se quedó con su familia más tiempo del permitido, fue beneficiado en el 2012 por una orden ejecutiva implementada por el presidente Obama, que suspendió temporalmente las deportaciones y ofreció permisos de trabajo a algunos jóvenes que fueron traídos ilegalmente por sus padres de niños.

Gisela Salomon está en Twitter como www.twitter.com/giselasalomon