Archivo
Archivo (Rudy Gutierrez / El Paso Times)
WASHINGTON (AP) El gobierno del presidente Barack Obama gastó el año fiscal pasado más dinero en la aplicación de las leyes migratorias que en el resto de las agencias policiales federales combinadas, de acuerdo con un informe de un centro de investigaciones de Washington.

El informe del Instituto para la Política de Migración, una entidad no partidista, señala que en el año fiscal concluido el 30 de septiembre, el gobierno gastó unos 18.000 millones de dólares en programas policiales y de vigilancia migratoria por parte del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas, el Programa Visite EU, y la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza, que agrupa a la Patrulla Fronteriza. El resto de los organismos policiales federales, incluyendo el FBI, gastó en conjunto 14.400 millones de dólares.

El informe de 182 páginas concluyó que el gobierno de Obama dio al aspecto policial de la inmigración su atención prioritaria. Los detractores seguramente restarán importancia a ese aspecto, especialmente los que acusaron a la Casa Blanca de tener mano blanda con los violadores de las leyes de inmigración.