Terri Jordan
Terri Jordan (Vanessa M. Feldman / El Paso Times)
EL PASO.- La ex superintendente interina del Distrito Escolar Independiente de El Paso, Terri Jordan renunció al distrito después de meses de escrutinio sobre su papel en un esquema de fraude que afectó a cientos de estudiantes a quienes se les negó una educación apropiada.

James Anderson, superintendente asistente a cargo de las preparatorias y Anna Luisa Kell, directora asistente en la preparatoria Bowie, podrían ser despedidas por la mesa directiva del distrito el martes, de acuerdo a la agenda de la reunión de la mesa directiva.

Jordan y Anderson son dos de los administradores principales que todavía permanecen en sus cargos y que fueron puestos en esas posiciones por el ex superintendente Lorenzo García, quien se encuentra cumpliendo una condena de 3 años en prisión tras declararse culpable de dos cargos de conspirar para cometer fraude y alterar los grados de los estudiantes para cumplir con los estandáres federales de rendición de cuentas.

Jordan no regresó las llamadas en busca de comentarios. Kell se ha negado a responder las preguntas de El Paso Times sobre la investigación en EPISD y su supuesto papel en el esquema de fraude.

El abogado de Anderson, Lynn Coyle dijo que el distrito escolar y Judy Castleberry, el representante de la agencia de Educación de Texas que está ahora a cargo del distrito, están tomando represalias contra su cliente por los comentarios que éste hizo a El Paso Times a principios de este mes.

"Esto es absolutamente una represalia", dijo Coyle, agregando que Anderson nunca ha recibido una notificación del distrito sobre asuntos relacionados con su trabajo.

En notas publicadas el 2 de diciembre, Anderson detalló lo que dijo fueron sus esfuerzos para notificar a los oficiales del distrito escolar y a la Agencia de Educación de Texas sobre las alteraciones que se habían hecho a los grados de alumnos de la preparatoria Bowie. Anderson también dijo en la entrevista que los funcionarios de EPISD no le permitieron hablar con El Paso Times.

"Anderson no tiene idea por que están haciendo esto, excepto por el hecho de que la mesa directiva y el Dr. Castleberry esta molesto por la información que el proporcionó al periodico", dijo Coyle.

Los vocales se reunirán a puerta cerrada durante una sesión especial a las 9 a.m. el martes en el Education Center en el 6531 Boeing Drive. El voto sobre despedir o no a Anderson y Kelly podría ser una de las últimas decisiones de la mesa directiva, la cual enfrenta una remoción después de que el más alto funcionario de Texas en materia de educación, Michael Williams, dijo que ellos perdieron la confianza de la sociedad y deben ser removidos de sus cargos.

A través de un mensaje de texto, la presidenta de la mesa directiva, Isela Castañon-Williams dijo a El Paso Times que estaba en una reunión, pero no regresó un texto en el que se le preguntó si estaría disponible para comentarios. El resto de los vocales no respondieron las llamadas el viernes.

Zahira Torres puede ser contactada en ztorres@elpasotimes.com