MEXICO (AP) Policías federales capturaron a un presunto jefe operativo de un grupo del narcotráfico responsabilizado de parte de la violencia que en los últimos meses azotó al puerto turístico de Acapulco.

El jefe de la División de Seguridad Regional de la Policía Federal, Luis Cárdenas, informó que agentes detuvieron el viernes a Jonathan Martínez Santos, considerado como el número dos en la estructura operativa de "La Barredora", un grupo que se disputa el control del narcotráfico en Acapulco para lo cual hizo una alianza con el poderoso cartel de Sinaloa.

Refirió que "La Barredora" se alió en algún momento de 2011 con el cartel de Sinaloa, considerado como uno de los grupos más poderosos del narcotráfico en el mundo.

La captura de Martínez, de 25 años, fue calificada por el jefe policial como uno de los golpes más importantes contra el grupo que a su juicio verá "mermada" sus operaciones.

"La Barredora" mantiene una disputa en el puerto del Pacífico con el llamado Cartel Independiente de Acapulco y en 2011 ambas organizaciones fueron responsabilizados de desatar un incremento de la violencia con asesinatos y ataques.

El Cartel Independiente fue un grupo que surgió en medio de una fractura al interior del cartel de los hermanos Beltrán Leyva y que se ahondó tras la muerte de su máximo líder, Arturo Beltrán, y el intento por controlar la organización por parte de su ex jefe de sicarios, un estadounidense identificado como Edgar Valdez "La Barbie".


Advertisement

Valdez tenía en Acapulco, a unos 390 kilómetros al suroeste de la ciudad de México, su principal centro de operaciones.

El jefe policial dijo que Martínez es considerado el autor intelectual del asesinato de una profesora y un funcionario del Poder Judicial en Acapulco, además de estar involucrado en al menos 34 secuestros.

La violencia que padecía Acapulco llevó al gobierno a poner en marcha hace unos meses un nuevo operativo para reforzar la presencia federal.

El gobierno del presidente Felipe Calderón ha afirmado que tras la puesta en marcha de la operación denominada "Guerrero Seguro", los homicidios han bajado en más del 50%.

Cárdenas también anunció la captura de otros ocho presuntos miembros de "La Barredora".

La violencia atribuida al narcotráfico y el crimen organizado ha dejado en todo el país más de 47.500 asesinados desde diciembre de 2006, cuando el gobierno federal lanzó una ofensiva contra los carteles de las drogas.