CIUDAD JUAREZ.- Luego de reconocer la grave situación que se vive en los municipios serranos como Guachochi y la comunidad de Creel, en Bocoyna, el fiscal general del Estado, Carlos Manuel Salas, indicó que ha solicitado de forma reiterada el auxilio de la Federación porque "la capacidad para combatir la delincuencia del fuero común y también combatir la delincuencia federal no nos alcanza .

Sostuvo el funcionario estatal que cada quien debe cumplir la parte que le corresponde en esta zona donde ha habido focos de violencia, por la operación de bandas de gente armada que, como ocurrió en Jiménez, llegan a bordo de camionetas y no se ve la presencia de la Policía Federal, de la PGR y se ve poca presencia militar, en forma preventiva.

Son temas que tendremos que ir puliendo y definiendo , comentó.

Indicó que a la fecha se está haciendo todo el mapeo delictivo, reestructurando toda la información e inteligencia que fluye de la banda que ha estado operando en la zona centro-sur del estado para proporcionar a la Federación y, cuando menos, transitar en forma coordinada.

Manifestó su esperanza de ir poco a poco desactivando estos focos, porque es fundamental.

Aseguró que en los restantes municipios los delitos siguen a la baja, cada día se recuperan más los espacios públicos, no obstante lo que se registra en los municipios afectados por la violencia, algo delicado en la zona de Guachochi, Creel, Meoqui, entre otros, todos los delitos fueron a la baja en alrededor de un 30 por ciento, no obstante el incremento de asesinatos en esta zona, diciembre fue el más bajo de los últimos 4 años.

Advirtió que en estos momentos se requiere más apoyo por parte de la Federación, porque no sólo se debe reducir a firmar acuerdos, convenios, como fue la tónica con la pasada administración.

En las reuniones nacionales de procuradores y secretarios de seguridad pública se firmaban acuerdos y convenios donde la responsabilidad total se la pasaban a los estados y muchas veces se distorsiona la información , afirmó Carlos Manuel Salas.

Sobre esto último, explicó que en Chihuahua en dos años se detuvieron a más de seis mil personas en flagrancia, obtenido más de dos mil sentencias condenatorias, por lo que se debería cuantificar lo hecho por la PGR o el mismo Ejército, al menos no creo que hayan hecho el 10 por ciento de las detenciones que nosotros hicimos, pero además, debería verse en qué quedaron, si fueron sentenciados, si están en proceso, por lo que difícilmente tendrán 20 sentenciados en seis años .

Son temas que siempre hay que pulir, siempre hay que poner en perspectiva, porque es un engaño decir nosotros combatimos al crimen organizado , fue un engaño total, realmente el que lo combate es el Estado en un 90 por ciento, porque de los 6 mil detenidos el 95 por ciento pertenecen al crimen organizado , manifestó el funcionario estatal.

Aunque, señaló, luego vienen las interpretaciones del Poder Judicial Federal, de la PGR, sobre si son o no competentes, algo que entra en materia del surrealismo , pues son delincuentes y pertenecen a grupos organizados, detenidos cometiendo delitos como secuestro, extorsión, asesinatos, en contra de la integridad de las personas.

Muchos de esos crímenes han ocurrido por el control de las rutas del narcotráfico, añadió.