La Secretaría de Salud alertó a la población a tener cuidado durante la temporada invernal, principalmente en los niños enfermos de asma, pues se trata de un padecimiento que durante el clima frío y con las lluvias, se incrementa el número de casos.

Gumaro Barrios Gallegos, subdirector de Epidemiología comentó que el asma es una enfermedad alérgica que se presenta durante todo el año, pero en los cambios de estación, en los meses de frío y época de lluvias, es cuando existe un mayor número de casos.

Indicó el funcionario estatal que de acuerdo a las estadísticas, de enero a octubre de este año, se detectaron 13 mil 741 nuevos casos de asma en el estado, de los cuales el 48 por ciento fueron en niños de 0 a 14 años, es decir 6 mil 573 casos; en adolescentes y jóvenes se presentaron mil 338 casos, en adultos 4 mil 442 y se detectaron mil 388 adultos mayores con esta enfermedad.

Explicó que el asma es una enfermedad crónica, clasificada como un trastorno respiratorio crónico de la cual no se conocen las causas exactas, se caracteriza por ataques recurrentes de falta de aire y silbancias, cuya gravedad y frecuencia varían dependiendo de la condición general de la persona afectada.

Dijo que cuando una persona sufre de un ataque de asma el revestimiento de los bronquios se inflama, causando que las vías respiratorias se estrechen, lo que genera la disminución del aire que entra y sale de los pulmones, dificultado la respiración.

Los síntomas más frecuentes son tos, dificultad para respirar que empeora con la actividad física, silbancias recurrentes en la noche o primeras horas de la mañana, también pueden empeorar al inhalar aire frío o con el incremento de la acidez gástrica.


Advertisement

Para controlar los ataques es necesario mantener una buena higiene, tanto personal como del hogar, por eso es recomendable lavar la ropa de cama, vestimenta o muñecos de peluche semanalmente y con agua caliente, lavarse las manos frecuentemente, en caso de tener mascota es necesario bañarla una vez por semana.